Print
Category: LOS SALMOS CORALES
Hits: 1283

 

LIBRO Nº 1

SALMO Nº 1

1)

Bienaventurado es el hombre

que   no _anduvo en consejo de malos

ni  _está _en camino de pecadores,

ni  con los burladores se sienta;

sino  _en la Ley de Dios se deleita

y _en su Ley medita noche _y día;

el  será como árbol plantado

Junto _a ríos de _aguas. Da su fruto

a  su tiempo; sus hojas no caen;

todo   lo que _hace prosperará.

2)

No será  así con los malvados,

sino  que llegarán a ser como

el  tamo que _arrebata  el viento;

no se levantarán en el juicio

los viles y malvados por tanto,

ni  los pecadores tendrán parte

en la congregación de los justos;

pues Jehová conoce el camino

de los que justos son, mas la senda

de los malvados perecerá.

 

SALMO Nº 2

1)

¿Por qué se _amotinan las naciones

y los pueblos piensan cosas vanas?

Los gobiernos y reyes del mundo

se revelan y conspiran juntos

en contra del Señor y su _ungido

diciendo: “rompamos sus cadenas

y _echemos sus cuerdas de nosotros”.

2)

Se ríe quien mora en los cielos,

el Señor se burla de _esos hombres;

con furor hablará luego _a ellos

y los turbará con su enojo;

después les dice: “ya he consagrado

mi Rey sobre Sión, mi santo monte,

mi Rey sobre Sion, mi santo monte.

 

 

3)

Mas yo anunciaré este decreto,

Díjome  _el Señor: “Mi hijo tu _eres,

yo te he engendrado hoy; pide

por herencia todas las naciones,

y _el mundo _en propiedad para siempre;

con vara quebrantarás los reyes

y los romperás como _a vasija”.

4)

Ahora, prudentes sean, reyes,

la lección aprendan bien, oh jueces,

al Señor sirvan con temor siempre,

con temblor, con gozo _y reverencia;

al hijo honra siempre den porque

su _enojo se _inflama pronto _y pueden

ustedes morir en el camino.

CORO:

Bienaventurados todos

los que _en él confían.

 

SALMO Nº 3

1)

Oh Dios, muchos son mis enemigos,

muchos que contra mí se levantan,

son muchos los que dicen de mí:

“a _él el Señor no lo salvará”

2)

Mas tú, para mí eres escudo,

Eres mi gloria _y quien me reanima

Con mi voz he clamado _a Dios y _él

Desde su monte me respondió.

3)

Me acuesto, me duermo _y despierto

pues mi Dios y Señor me sustenta;

de _ejércitos yo no temeré

si ponen sitio contra de mí

4)

Levántate _y sálvame, Dios mío,

porque tú _a todos mis enemigos

en sus mejillas los golpearás,

los dientes al vil tú romperás.

CORO:

La salvación es de nuestro Dios,

sobre su pueblo sea tu bendición.

 

 

SALMO Nº 4

1)

Respóndeme cuando clamo,

oh Señor de mi justicia;

cuando yo _estaba _en angustia

tú me diste gran alivio;

de mí ten misericordia

y mi _oración, Señor, oye;

de mí ten misericordia

y mi _oración, Señor, oye.

2)

Ustedes, grandes señores:

¿hasta cuándo _han de _ofenderme?

¿Por qué _están buscando _ustedes

lo que no tiene sentido,

y lo que solo _es mentira?

sabed que Jehová prefiere

para si _al hombre piadoso,

y _él oye cuando le llamo.

3)

Tiemblen y de pecar dejen;

cuando _están en vuestra cama.

con el corazón mediten

y _examinen la conciencia;

den sinceros sacrificios

a mi Señor, de justicia;

solo _en él confíen siempre,

por siempre y _eternamente.

4)

Son muchos los que me dicen:

¿Quién el bien mostrará _al hombre?

Oh Dios, mira con tus ojos

y tu luz me  ilumine;

en mi corazón has puesto

Señor, mayor alegría

que la de _ellos cuando _el trigo

y _el vino les abundaba.

CORO:

En paz yo me _acostaré

Y _en paz yo me dormiré

Porque solo tú, Señor

Confiado me _haces vivir.

 

 

 

 

SALMO Nº 5

1)

Escucha mis palabras, Señor,

y  atiende mis plegarias, sí

oye tú mis gemidos, Señor,

porque _a ti _elevo yo mi _oración;

mi voz de mañana _escucharás;

muy temprano presente _estaré

ante ti, mi Dios, y _esperaré;

muy temprano presente _estaré

ante ti, mi Dios, y _esperaré.

2)

Pues tú, Señor, no eres un Dios

que en lo malo se _ha de complacer,

no _estará el vil junto a ti,

porque los que orgullosos son

delante de ti no estarán,

aborreces al que _iniquidad

hace y también tú destruirás

al engañador, al malhechor

y al mentiroso, oh Señor.

3)

En cambio yo, por tu gran amor

y  tu gran misericordia _oh Dios,

en tu templo yo puedo entrar,

y _en tu casa te adoraré

con gran reverencia _y gran temor;

guíame _en tu justicia, Señor,

por quien mi _enemigo _es, oh Jehová

endereza delante de mí

tus caminos, mi Dios y Señor.

4)

No habla mi _enemigo Señor,

nunca, nunca con sinceridad;

Y por dentro corruptos están,

tumba abierta su garganta es,

mentiras su lengua dice _oh Dios,

caigan ellos por su _iniquidad

y castígalos por su maldad

que fracase su _intriga tu haz,

porque contra ti rebélanse.

5)

Mas gócense aquellos, oh Dios

que confían en ti, mi Señor;

voz de júbilo den porque tú

para siempre los defenderás,

los que _aman tu nombre, mi Señor,

regocíjense en ti pues tu

al que _es justo lo bendecirás;

y tú, oh Jehová lo rodearás

con tu _escudo y con tu favor.

 

SALMO Nº 6

1)

En tu enojo no me reprendas,

oh Dios, en tu _ira no me castigues,

y  ten de mí gran misericordia,

porque _estoy muy enfermo _y sin fuerzas,

la salud, Señor, dame de nuevo,

porque todo mi cuerpo me tiembla,

muy turbada también está mi _alma,

y tú, oh Señor, ¿hasta cuándo?.

2)

Mi Dios y Señor, mi alma libra,

por tu amor sálvame pues nadie

que muerto _esté podrá alabarte;

en el Seol ¿Quién podrá recordarte?

De llorar estoy yo muy cansado,

pues de lágrimas riego mi lecho,

del dolor se me nubla la vista

Por culpa de mis enemigos.

3)

Apártense de mí, oh malvados,

que oye mi Señor mis plegarias;

Jehová mis ruegos ha escuchado,

mi _oración el Señor ha _aceptado,

mas serán cubiertos de vergüenza

quienes enemigos míos fueron;

y en un abrir y cerrar de _ojos

escaparán avergonzados.

 

SALMO Nº 7

1)

Dios mío, en ti yo _he confiado,

Dios mío, en ti yo _he confiado,

sálvame de quien me persigue,

líbrame _oh Dios de todos ellos,

líbrame, pues son como leones

no sea que desgarren mi _alma,

o que ellos me despedacen,

y yo no pueda ser salvado.

 

2)

Jehová, si yo _he hecho _estas cosas,

si hay en mis manos pecado,

si  mal por bien yo he pagado

a quien estaba _en paz conmigo;

o sin motivo he _oprimido

a quienes son mis enemigos,

que _ellos me persigan y _alcancen,

y pongan por el suelo mi _honra.

3)

Levántate _oh Dios en tu _enojo,

a mis enemigos haz frente,

tú, mi Señor, que _has decretado

hacer justicia _y juicio, ponte

de parte mía _y te rodeen

todos los pueblos y naciones,

pon Señor, tu trono en lo _alto,

siéntate sobre todos ellos.

4)

Señor, tú que juzgas al mundo,

pues hazme justicia conforme

a mi _honradez y mi justicia

tú, mi Señor, que examinas

los pensamientos más profundos,

a la maldad pon fin, del malo,

mas al justo _afirma _oh Dios, porque

el corazón y mente pruebas.

5)

Está _en el Señor mi escudo

que al recto de corazón salva;

Dios es un juez justo _y condena

toda maldad en todo tiempo

si el hombre no se _arrepintiere

arco y _espada Dios prepara

y dispone armas mortales;

ardientes flechas él apunta.

6)

Dolor tiene _el malo, de parto,

está de maldades preñado,

a luz dará _engaño _y mentira;

hizo  _una fosa muy profunda,

mas él caerá en su propia fosa;

su iniquidad y su violencia

 sobre su cabeza se vuelve,

y sobre él su _agravio cae.

 

CORO

Alabaré _al Señor porque _él es justo,

cantaré  himnos al nombre del Señor,

al nombre del Altísimo.

 

SALMO Nº8

1)

Oh Jehová, soberano nuestro,

tu nombre _es grande en la tierra,

tu gloria llega hasta _el cielo;

de la boca de los pequeños,

y de los niñitos de pecho

perfeccionaste la _alabanza,

a causa de tus enemigos,

para acabar con los rebeldes.

2)

Cuando _el cielo que _hiciste veo,

y _en él la luna _y las estrellas,

me digo: ¿qué _es el ser humano

para que tengas de _él memoria?

¿O por qué por él te preocupas?

un poco menor tú le _has hecho

Señor, que _un ángel, y de gloria

y de dignidad le coronaste.

3)

Sobre las obras de tus manos

oh Dios, autoridad le diste,

y sobre todo lo pusiste,

sobre los bueyes, las ovejas

y los animales salvajes,

las aves que _en los cielos vuelan

los peces que _en los mares viven,

todo lo que por los mares pasa.

 

CORO

Oh Jehová, soberano nuestro

Tu nombre _es grande en la tierra.

 

SALMO Nº 9

1)

Te _alabaré, Señor, con todo _el corazón,

contaré todas tus maravillas, oh Dios,

me _alegraré y me gozaré _en ti, Señor,

y _a tu nombre, oh Altísimo, yo cantaré.

 

 

2)

Mis enemigos volvieron atrás, Señor,

se caen y se mueren delante de ti,

mi causa y mi derecho mantienes tú,

juzgarás desde tu trono con tu rectitud.

3)

Reprendes al que _es vil y lo destruyes tú,

su nombre has borrado por siempre, oh Dios,

han muerto y desolados serán por ti,

sus ciudades y memoria también pereció.

4)

Pero por siempre permanecerá Jehová,

su trono para _el juicio dispuso _el Señor,

al mundo con su justicia ha de juzgar,

y  a todas las naciones con su rectitud.

5)

Para los pobres refugio será Jehová,

su fuerza para _el tiempo de _angustia será,

el que conoce tu nombre confía _en ti,

no desampararás a quien te busca, Señor.

6)

Himnos cantad al Señor, que habita _en Sión,

entre los pueblos sus obras publica tú,

pues quien la sangre demanda de él se_ acordó,

del clamor del afligido no se olvidó.

7)

Ten compasión de mí, y mira mi _aflicción,

que quienes me _aborrecen me hacen sufrir,

de muerte líbrame y contar pueda yo

tu _alabanza y me goce en tu salvación.

8)

Hoyo los pueblos han hecho _y caerán en él,

son atrapados sus pies en su propia red,

hizo justicia _y se _ha dado a conocer,

y _el malvado en su propia red se enlazó.

9)

En el sepulcro los malos acabarán,

todos aquellos que se olvidan de Dios;

porque no siempre al pobre olvidará

ni tampoco su _esperanza él ha de perder.

10)

Tú no consientas del hombre su altivez,

a las naciones juzga delante de ti,

a _ellos infúndeles, oh Jehová, temor,

y que no son más que hombres, tú hazles saber.

 

SALMO Nº 10

1)

Oh Dios, ¿por qué en mi _angustia _estás tan lejos,

y te escondes en tiempo de aflicción?

Con arrogancia _el malo persigue _al pobre,

mas él caerá en las trampas que ideó.

2)

De sus deseos se jacta el malvado,

al codicioso bendice _y odia _a Jehová

él al Señor no busca por su_ insolencia,

su pensamiento _es que no existe  _el Señor.

3)

En todo tiempo sus sendas son torcidas,

tus juicios tiene muy lejos de sí, oh Dios,

todos sus adversarios desprecia _y dice

“el infortunio jamás será para mí”.

4)

Llena de _engaños y fraude _está su boca,

bajo su lengua hay vejación y maldad,

siéntase al acecho por las aldeas:

desde allí _al inocente quiere matar.

5)

Sus ojos al desvalido _acechan como

desde su cueva _en oculto _acecha el león,

al pobre _espía para arrebatarlo,

cuando lo _atrapa lo _arrastra _y lleva _a su red.

6)

Se _encoge, se _agacha, y _en sus fuertes garras

los indefensos y desdichados caerán,

dice _en su corazón: “Dios se ha olvidado,

ha encubierto su rostro, no lo verá.

7)

Mi Dios, levántate _y alza tú la mano,

no te olvides del afligido, Señor,

¿Por qué _han de despreciar al Señor los malos?

Su corazón dice: “no lo inquirirás”.

8)

Su vejación y trabajo _has visto _y miras,

y con tu mano su recompensa darás;

pero a ti se _acogen los desvalidos

tu _eres ayuda del huérfano, oh Señor.

9)

Rompe los brazos del malo y persigue

hasta no _hallar del inicuo ni _una maldad;

Dios es el Rey eterno y para siempre,

mas de su tierra los pueblos perecerán.

10)

Oíste, oh Dios, el deseo del humilde,

y tú dispones su _ oído _y su corazón;

para juzgar al huérfano y _oprimido

y _el hombre no siembre nunca más el terror.

 

SALMO Nº 11

1)

En Jehová yo he confiado,

¿Cómo tú dices a mi _alma

que _escape _al monte cual ave?

Porque he _aquí que los malos

tienden el arco _y disponen

sus flechas sobre la cuerda

para _asaetear en oculto

á los de corazón recto:

pero si fueren destruidos

sus fundamentos y bases:

¿el justo qué puede _hacer?

2)

Dios está _en su santo templo,

tiene  _en el cielo su trono,

y con sus ojos vigila

a los malvados y justos;

a los que aman violencia

desprecia. Sobre los malos

les lloverá fuego, _azufre

y _un viento que quema todo;

porque Jehová _es justo _y ama

todo lo justo, y _el hombre

recto su rostro verá.

 

SALMO Nº 12

1)

Sálvanos Señor, ¡Ya no _hay

fieles que sean creyentes!

se _acabaron los piadosos,

ya no _hay mas hombres sinceros,

entre _ellos dicen mentiras,

hablan con hipocresía,

piensan con doble sentido.

2)

De raíz arranca _oh Dios

a quienes son fanfarrones,

y de labios lisonjeros,

a los que siempre nos dicen:

“con tener boca nos basta,

y nos defiende la lengua,

¿quién es Señor de nosotros?”.

3)

Esto _ha dicho mi Señor:

“hacen sufrir y oprimen

a los débiles y pobres,

por tanto los pondré _a salvo”;

Es tu palabra _oh Dios pura,

mucho más pura que plata

siete veces refinada.

4)

Tú, Señor, nos cuidarás

tú, oh Señor, nos proteges

de _ésa gente tan perversa,

cuando cercando _están ellos

por todos lados rondando,

cuando lo malo se _alaba

y la vileza se _exalta.

 

SALMO Nº 13

1)

Oh Dios, ¿Hasta cuando me _olvidarás?

¿Me _olvidarás para siempre, Señor?

¿Hasta cuándo te _esconderás de mí?

¿Hasta cuándo mi _alma _y mi corazón

tristes todos los días estarán

y _el enemigo me someterá?

2)

Oh respóndeme mi Dios y Señor,

mírame _y llena mis ojos de luz,

que no caiga _en sueño de muerte, no,

que no pueda mi _enemigo decir:

“lo _he vencido”, pues si resbalo yo

mis enemigos se alegrarán.

3)

En tu gran amor, Señor, confiaré,

y yo Señor mío me alegraré,

porque me darás tú la salvación.

Cantaré por lo tanto _a mi Señor

cánticos de _alabanza _y gratitud

por todo _el bien que me _ha hecho _el Señor.

 

SALMO Nº 14

1)

Dice _el necio dentro de sí:

“no hay Dios”. Se han corrompido,

hacen obras abominables;

no hay nadie que _haga lo bueno.

Desde _el cielo miró Jehová

sobre los hijos de los hombres

para ver si _encontraba _alguno

sabio que buscara _al Señor.

2)

Todos se desviaron, Señor

todos a _una se _han pervertido;

no hay nadie que _haga lo bueno,

ya no hay ni siquiera uno;

discernir no pueden, Señor

los que hacen maldades, y que

comen como pan a mi pueblo

y que no invocan a Dios.

3)

Ellos de terror temblarán,

porque Dios está con los justos;

se _han burlado de los humildes,

pero Dios es su esperanza.

Oh de Sión saldrá salvación

cuando mi Dios volver hiciere

de su pueblo a los cautivos,

se alegran los de _Israel.

 

SALMO Nº 15

1)

¿Quién puede residir, oh Señor

en tu santuario? ¿Quién morará

en tu santo monte, Señor?

Aquel que _en integridad anda,

habla verdad y  _hace justicia,

quien con su lengua nunca calumnia,

el que no _hace daño a sus amigos,

tampoco _ofende _a sus vecinos.

2)

Aquel a cuya vista el vil

menospreciado es, pero que

da honra _a quien teme _al Señor;

que _aún jurando _en daño suyo

no cambia por eso _y no _ha dado

dinero a usura, ni _admite

el cohecho contra los inocentes;

jamás caerán los que _así viven.

 

SALMO Nº 16

1)

Oh Jehová, cuida de mí,

porque solo _en ti he confiado;

alma mía _has dicho _a Dios:

“tú _eres mi Dios y mi Señor, no _hay

bien alguno fuera de ti”

para los santos que están

en la tierra _y los honrados´

es toda mi complacencia

2)

El dolor aumentará

para quienes sirvan atentos

a _otro Dios. No _ofreceré

yo sacrificios tan sangrientos,

ni _ en mis labios yo tomaré

sus nombres; Es Jehová porción

de mi _herencia y mi copa,

me colma de bendiciones

3)

Un deleitoso lugar

a mi _en suerte me ha tocado;

y _es hermosa la _heredad

que _a mí me ha correspondido;

Yo bendeciré _a mi Señor

porque consejos él me da;

por las noches él me enseña

y _en lo _íntimo me corrige.

4)

Puse yo a mi Señor

ante mí pues él para siempre

a mi diestra estará,

y no seré yo conmovido;

mi _alma se regocijará,

mi corazón se _alegrará

y reposará mi carne,

Dios mío, confiadamente.

5)

En el Seol no dejarás

a mi alma, ni tu amigo

fiel verá la corrupción.

Me mostrarás tú el camino

de la vida, oh mi Señor,

en tu presencia _hay plenitud

de _alegría, y delicias

a tu diestra para siempre.

 

SAL MO Nº 17

1)

Oye oh Dios, mi causa justa,

Dios mío, mi clamor atiende,

a mis plegarias presta _oídos,

hechas de labios sin engaño;

que venga de ti mi sentencia,

porque tú sabes lo que _es justo,

penetraste mis pensamientos,

me _has vigilado por las noches.

2)

Pruebas de fuego tú me _has puesto,

en mí maldad no _has encontrado,

no _he dicho cosas indebidas;

En cuanto _a obras de los hombres

por tu mandato me _he guardado

del camino de los violentos,

firme _en tus sendas he seguido,

y yo no _me aparté de ellos.

3)

Oh Dios, a ti mi voz elevo,

por cuanto tú, Señor, me oyes,

a mí inclina tu oído,

mi Dios, escucha mis palabras

de tu amor dame _una clara

muestra, tú, mi Señor, que salvas

al que _a tu diestra se refugia

de quienes contra él se levantan.

4)

Cuídame, Cuídame, Dios mío,

como _a la niña de tus ojos,´

esconde _y cuida a tu siervo

bajo la sombra de tus alas,

de los malvados que me _oprimen,

de acérrimos enemigos

que me _atacan y me rodean

y que mi vida _están buscando.

5)

Los malos son muy engreídos,

muy arrogantes hablan ellos,´

mis pasos de cerca _han seguido,

piensan echarme _a mi por tierra;

son como leones muy feroces

que se _encuentran agazapados,

y que desde su escondite

dan el zarpazo con sus garras.

6)

Mi Dios, levántate  _a mi ruego,

Oh Dios, enfréntate _a los malos,

póstralos a _ellos de rodillas

pon mi _alma _a salvo del malvado,

líbrame con tu_ espada de _ellos,

mi Señor y Dios, con tu mano,

fuera échalos de _este mundo,

pues es su _herencia _en esta tierra.

7)

Deja Dios mío que se llenen

con  sus riquezas y tesoros,

sus hijos coman a saciarse

y para sus pequeños sobre;

pero yo quedaré por cierto

satisfecho con ver tu rostro,

con ver tu rostro en justicia,

verme ante ti al despertarme.

 

SALMO Nº 18

1)

Te _amo, Señor, mi fuerza _eres tú,

mi Dios y mi Señor, roca mía,

mi libertador y mi castillo,

en ti yo confiaré mi fortaleza,

mi _escudo eres y mi salvación,

te invocaré, oh Dios, refugio mío,

porque tu _eres digno de _alabanzas,

y seré yo salvo de mis enemigos.

2)

Lazo de muerte me envolvió,

la destrucción me causaba _espanto,

lazos del sepulcro me rodearon,

me encontré con trampas de la muerte,

en mi angustia invoqué _al Señor,

al Señor, mi Dios, yo le pedí ayuda,

y _el oyó mi voz de su santuario,

mis plegarias han llegado _a sus oídos.

3)

La tierra se movió y tembló,

se conmovieron los montes todos,

fueron sacudidos por su furia,

el humo desde su nariz brotaba,

desde su boca fuego destructor,

y también lanzaba ascuas encendidas,

él bajó al inclinar los cielos,

bajo de sus pies había densas sombras.

4)

Un querubín montó y voló,

sobre las alas voló del viento,

sombras puso por su escondite,

en velo _espeso él quedó envuelto,

y le rodeó _una densa _oscuridad,

ante su presencia han salido nubes

muy cargadas de _agua, de centellas,

de granizo _y carbones muy ardientes.

5)

Desde los cielos mi Dios tronó,

hizo oír su voz el Dios nuestro,

con carbón ardiente _y con granizo

él, sus relámpagos lanzó _y sus flechas,

y a sus enemigos destruyó,

el abismo descubrió él de los mares,

el cimiento _apareció del mundo,

por el fuerte soplo que él ha lanzado.

6)

Nuestro Señor su mano tendió,

del mar inmenso me ha sacado,

me libró de fuertes enemigos,

y de aquellos que me _aborrecían,

en mi desgracia atacado fui,

pero el Señor he _ha dado su apoyo,

a la libertad me ha llevado,

y la salvación me dio pues él me _amaba.

7)

Su recompensa me dio Jehová,

que mereció mi conducta limpia,

porque sus caminos he guardado,

de _él no me aparté; sus mandamientos

sus leyes y _estatutos yo guardé,

me alejé del mal y con mi Dios fui recto,

por lo cual Jehová me _ha retribuido,

de acuerdo _a mi conducta _en su presencia.

8)

Tú eres fiel, mi Dios y Señor,

con los que tienen misericordia,

recto has de ser tú para _el hombre,

que tiene _un corazón irreprochable,

con el que _es limpio, limpio tú serás,

y severo para el que es perverso,

salvas tú al pueblo afligido,

y humillarás los ojos del altivo.

9)

Tú, mi Señor, enciendes mi luz,

y tú alumbrarás mis tinieblas,

acometo _ejércitos contigo,

y pasaré yo sobre las murallas

de sus ciudades con tu _ayuda _oh Dios;

es perfecto el camino del Dios nuestro,

digna de confianza su promesa,

y protege _a todos los que _en él confían.

10)

¿Quién fuera de Jehová será Dios?

¿Qué otro dios hay que nos proteja?

Dios es el que de poder me ciñe,

quien hace intachable mi conducta,

pies de un ciervo el Señor me da,

él me hace _estar muy firme _en las alturas,

me entrena para la batalla,

fuerzas él me da para tensar el arco.

11)

Me salvas y proteges, Señor,

con tu derecha tú me sostienes,

tu bondad me ha engrandecido,

has ensanchado, oh Señor, mi senda,

mis pies no _han resbalado; perseguí

a mis enemigos hasta acabarlos,

los herí y ya no se levantan,

y debajo de mis pies cayeron ellos.

12)

Para _el combate fuerzas me das,

has humillado _a mis enemigos,

de delante de mí huyen ellos,

he destruido _a lo que me _aborrecen,

piden ayuda, nadie los salvó,

pues por el Señor no fueron escuchados,

fueron reducidos como _el polvo,

y hollados como barro en las calles.

13)

De luchas me libraste, Señor,

me _has hecho jefe de las naciones,

me sirvió un pueblo ignorado,

cuando de mí escuchan me _obedecen,

gente extraña se somete _a mí,

y los hijos de extraños me alaban,

pueblos extranjeros se _acobardan

y de sus baluartes salen con gran miedo.

14)

Sea bendito mi protector,

mi salvador exaltado sea,

él es el que venga mis agravios,

que me ha sometido a los pueblos,

él es quien de la furia me salvó

de mis enemigos, y él me eleva

sobre los que contra mí se _alzaron,

y me salvará del hombre que _es violento.

15)

por tanto yo te confesaré,

entre los pueblos y las naciones,

himnos cantaré _a tu santo nombre;

grandes victorias, oh Señor, concedes

al Rey que escogiste tú, oh Dios,

y misericordia haces a tu _ungido,

a David y a su descendencia,

tienes tú misericordia para siempre.

 

SALMO Nº 19

1)

Los cielos cuentan la gloria del Señor,

de su creación nos habla _el firmamento,

un día se lo cuenta a _otro día,

las noches nos declaran sabiduría,

si bien su voz no se _oye en ningún lado,

tampoco se escuchan sus palabras,

el tema se _oye por la tierra _entera,

y hasta _el fin del mundo sus discursos.

2)

En ellos puso la tienda para _el sol,

y _el sol alegre _a recorrer comienza

su senda como lo _hace un atleta,

tal como _esposo que del tálamo sale,

inicia _el sol su recorrido _en el cielo,

la vuelta da y llega _al otro lado,

siguiendo hasta _él término su curso,

y sin que nada _a su calor escape.

3)

Perfecta es la _enseñanza del Señor,

pues ella nueva vida da al alma,

su ley instruye a los ignorantes,

alegran a su corazón sus mandatos,

alumbran a los ojos sus mandamientos,

es limpio el temor y queda siempre,

sus juicios son enteramente justos,

de más valor que _el oro _y dulces cual miel.

4)

Consejos para tu siervo son también

y es de gran provecho _obedecerlas;

mas ¿Quién podrá _entender sus propias fallas?

perdona, oh Señor mis faltas ocultas,

preserva a tu siervo de la soberbia,

no dejes que _el orgullo me domine,

entonces yo seré un hombre libre,

y limpio estaré de rebeliones.

CORO:

Sean gratos los dichos de mi boca,

y la meditación de mi corazón

oh Jehová, roca mía _y mi redentor.

 

SALMO Nº 20

1)

Jehová te escuche el día de _angustia,

el nombre del Dios de Jacob te defienda,

y de su santuario ayuda te _envíe,

que nuestro Señor de Sión te sostenga,

Jehová haga de tus ofrendas memoria,

y sean de su _agrado tus holocaustos.

2)

Te dé el Señor Dios conforme _al deseo

de tu corazón, y que cumpla tus planes,

en tu salvación nos regocijaremos,

en tu salvación nos regocijaremos,

pendón en el nombre de Dios alzaremos,

conceda Jehová todas tus peticiones.

3)

Ahora conozco que _él salva _a su ungido,

y él lo escucha de sus santos cielos,

con el gran poder salvador de su diestra

en carro _y caballo confían algunos,

del nombre de Dios confiaremos nosotros,

quedamos en pie mientras ellos se caen.

CORO:

Jehová salva, que _el Rey nos oiga,

el día en que lo _invoquemos.

 

SALMO Nº 21

Oh Dios, el Rey en tu poder se _alegra,

se _alegra porque tú le das victoria,

le has cumplido todos sus deseos,

sus peticiones no le has negado,

con grandes bendiciones lo recibes,

corona de _oro fino le pusiste.

2)

La vida que pidió tu se la diste,

le _has dado vida larga _y duradera,

su gloria es muy grande por tu _ayuda,

la honra _y dignidad en él has puesto,

le _has dado bendiciones para siempre,

le llenas de _alegría _en tu presencia.

3)

Oh Rey, jamás caerás pues tú confías,

en el amor sin par del Dios del cielo,

tu mano llegará _a tus enemigos,

tu diestra a los que te aborrecen,

en horno los pondrás cuando _aparezcas,

en fuego destructor son consumidos.

4)

Su fruto destruirás tú de la tierra,

su raza _y descendencia para siempre,

si bien la ruina tuya prepararon

no prevalecerán ni te _harán daño,

pues tú, Dios mío los pondrás en fuga,

tu arco _apuntarás en contra de _ellos.

CORO:

Levántate con tu poder Señor,

con himnos celebraremos tus victorias.

 

SALMO Nº 22

1)

Dios mío, Dios mío: ¿Por qué,

por qué me has desamparado?

¿Por qué no vienes a salvarme?

¿Por qué no _atiendes mis lamentos?

Día _y noche, Señor, te llamo,

no respondes a mi llamado,

no _hay para mi ningún descanso.

2)

Mas tú _eres santo y reinas,

por los de Israel loado,

en ti _esperaron nuestros padres,

confiaron y tu los libraste,

Libertad, Señor, tú les diste,

cuando te pidieron ayuda,

no fueron ellos defraudados.

3)

Yo soy gusano, no _un hombre,

soy despreciado de los pueblos,

los que me ven de mi se burlan,

me hacen muecas con el rostro,

dicen: “en Jehová el confiaba,

que Jehová lo libre _y lo salve,

pues que en él se complacía.

 

4)

Tú, mi Señor, me hiciste

nacer del vientre de mi madre,

yacer me _hiciste en su pecho,

ya antes de que yo naciera

al cuidado tuyo estaba,

cuando _aún estaba _en el vientre,

mi Dios y protector tú eras.

5)

Señor, de mí no te _alejes,

pues la angustia _está cercana,

no tengo _a nadie que me _ayude,

mis enemigos me _han rodeado,

toros de Basán me cercaron,

sobre mí abrieron sus bocas

y como león feroz rugieron.

6)

Soy derramado como _agua,

están mis huesos dislocados,

mi corazón es como cera

que se derrite _en mis entrañas,

seca como teja mi boca,

tengo yo pegada la lengua,

me _has  puesto _al polvo de la muerte.

7)

Los perros me han rodeado,

y me _han cercado los malignos,

mis pies y manos horadaron,

contar mis huesos todos puedo,

ellos me observan y miran

se reparten mis vestiduras,

sortean entre si mis ropas.

8)

Mas tú, mi Dios, no te _alejes,

pues tú mi fortaleza eres,

apúrate a socorrerme,

mi alma libra de la espada,

del poder del perro mi vida,

sálvame del león, de sus fauces,

y de los cuernos de los toros.

 

9)

Anunciaré _oh Dios tu nombre,

te _alabaré en las reuniones,

los que teméis a Dios loadle,

vosotros de _Israel, temedle

hijos de Jacob denle gloria,

porque no desprecia al pobre,

le _escucha cuando _ayuda pide.

10)

De ti será mi _alabanza,

a la presencia de tu pueblo,

delante de los que te temen;

mis votos cumpliré asimismo,

los humildes serán saciados,

te loarán los que te buscaren

y vivirán por muchos años.

11)

Naciones, razas y gentes

de los confines de la tierra,

a Dios recuerden y a _él vengan,

delante de él prosternaos,

porque Dios es el Rey grandioso,

el gobierna todos los pueblos

y regirá a las naciones.

12)

Le _adorará _el poderoso,

los que _han de descender al polvo,

también los que no tienen vida,

adorarán a Dios mis hijos,

de _él se hablará _eternamente,

contarán a los que nacieren

de su justicia _y de sus obras.

 

SALMO Nº 23

1)

El Señor es mi pastor, nada, nada me faltará,

en praderas verdes él me hará descansar,

junto _a aguas de reposo me pastoreará,

me dará él nuevas fuerzas, y me llevará

por caminos de justicia por amor de su nombre.

2)

Aunque por un valle de muerte anduviera, Señor,

no tendré temor pues tú _oh Dios conmigo _ estarás,

tu cayado y tu vara aliento me dan,

tú, Señor, preparas un banquete ante mí

en presencia de los ojos de mis angustiadores.

3)

Has vertido _aceite en mi cabeza, oh mi Señor,

y mi copa llena _está, llena a rebosar,

ciertamente  que tu gracia, tu _amor y bondad

a lo largo de mi vida me _acompañarán,

y  _en la casa del Señor yo viviré largos días.

 

SALMO Nº 24

1)

De Jehová es la tierra _y su plenitud,

todo _el mundo _y todos los que en él habitan,

porque sobre los mares él la fundó,

y también la _afirmó sobre los ríos,

¿Quién subirá al monte de nuestro Dios?

¿y quién podrá estar en su lugar santo?

2)

El que _es limpio de manos y corazón,

el que no eleva su alma _a cosas vanas,

con engaños no jura. El logrará

bendición  de Jehová; de Dios, justicia;

tal es la raza del que busca _al Señor,

de _aquel que _el rostro del Dios de Jacob busca.

3)

Oh portales, vuestras cabezas alzad,

quédense abiertas de par en par, oh puertas,

y el Rey, el Rey de la gloria _entrará,

¿y quién es este gran Rey de la gloria?

el fuerte y valiente es el Señor,

él es Jehová, el muy valiente _en batalla.

4)

Oh portales, vuestras cabezas alzad,

quédense abiertas de par en par, oh puertas,

y el Rey, el Rey de la gloria _entrará;

¿Y quién es este gran Rey de la gloria?

Jehová de los ejércitos es el Rey,

Jehová es Rey, él es el Rey de la gloria.

 

SALMO Nº 25

1)

A ti, oh Dios, mi _oración dirijo,

Señor mío _en ti yo confío,

no sea nunca confundido,

ni se alegren mis enemigos,

por cierto que nadie que espera

en ti será avergonzado;

mas quien contra ti se revela

sin causa será él afrentado.

2)

Dios mío _indícame tus caminos,

enséñame _oh Jehová tus sendas,

tú, guíame en tus verdades;

el Dios de mi salvación tu eres,

en ti yo todo el día _espero;

acuérdate de tus piedades,

tu _amor y tu misericordia

que siempre nos has manifestado.

3)

De los pecados y rebeliones

de mi juventud no te _acuerdes;

conforme _a tu misericordia

acuérdate de mí, Señor mío;

es bueno _es recto, y él enseña

la senda a los pecadores.

instruye al humilde en el juicio,

y _al manso _enseña en su carrera.

4)

Mi Dios, mi Dios, todos tus caminos

verdad son y misericordia,

con los que cumplen y que guardan

tu pacto, leyes y testimonios;

perdona _oh Dios todos mis pecados,

Señor, por amor de tu nombre

¿Qué hombre es quien a Dios teme?

la senda él a _escoger enseña.

5)

De bienestar estará rodeado,

dará él a sus descendientes

la tierra _en posesión perpetua;

la íntima comunión es para

aquellos que al Señor dan honra,

les da a conocer su pacto:

mis ojos al Señor dirijo

pues él me libra de los peligros.

6)

Señor, de mí ten misericordia,

pues solo estoy y _afligido,

y de mi corazón la _angustia

en gran manera se _ha aumentado;

pues sácame tú de mis congojas

y mira _oh Dios a mis tristezas,

trabajo y mis aflicciones;

perdona _oh Dios todos mis pecados.

7)

Observa como mis enemigos

se han aumentado _y con odio

violento me _aborrecen ellos;

Señor, mi alma tu libra _y guarda,

que yo no sea avergonzado,

mi rectitud, mi inocencia

y mi honradez me protejan

pues yo en ti puse mi confianza.

CORO:

Redime _oh Dios a Israel

de todas sus angustias.

 

SALMO Nº 26

1)

Hazme justicia, Señor, pues anduve _en integridad,

yo he confiado _asimismo en ti sin titubear,

escudríñame _y ponme a prueba, tú oh Jehová,

oh examina mi pensamiento _y mi corazón,

porque delante de mis ojos tu _amor está,

yo te he sido fiel y he _andado en tu verdad.

2)

Mas con los hombres hipócritas nunca yo me senté,

y con gente que _es falsa tampoco conviví,

la reunión del malvado _y perverso aborrecí,

y con los hombres impíos nunca yo me junté,

en inocencia yo mis manos me lavaré,

y _alrededor de tu altar andaré, oh Señor.

3)

Para _exclamar yo con voz de acción de gracias, Señor,

y todas tus maravillas yo pueda proclamar,

he amado el templo do vives tú, oh Jehová,

y el lugar de morada de tu gloria, Señor,

con pecadores mi _alma no arrebates tú,

y ni la suerte de _asesinos me hagas correr.

4)

Porque _en las manos del hombre violento el mal está,

y su derecha de _infamia _y sobornos llénase,

pero yo una vida _intachable quiero tener,

sálvame _y misericordia ten de mí, oh Jehová,

mi pie está en un camino de rectitud,

bendeciré yo en la congregación al Señor.

 

 

SALMO Nº      27

1)

Mi luz y mi salvación es Jehová,

¿De quiénes podré tener miedo _entonces?

La fuerza de mi vida es el Señor:

¿De quiénes pues he de atemorizarme?

Juntáronse contra mí los malignos,

y mis angustiadores y _enemigos

se juntan a _atacarme _y destruirme,

mas ellos tropezaron y cayeron,

si _ ejércitos contra mí acamparan

mi corazón ningún temor tendrá;

si guerras contra mí levantan ellos,

tranquilo y confiado estaré.

2)

Pedí solo una cosa _al Señor,

con toda mi alma la quiero _y la busco:

que _estar yo pueda en la casa de Dios

el resto de los días que me quedan,

y pueda yo contemplar la _hermosura

de Dios y adorarle en su templo;

pues mi Señor y Dios en su recinto

me ha de esconder en días malos;

él me pondrá _a salvo en alta roca

y sobre mi _enemigo me pondrá;

daré _en su santo templo sacrificios,

y cantaré _alabanzas al Señor.

3)

Escucha mi voz con que clamo _a ti,

respóndeme _oh Dios, ten misericordia,

pues que mi corazón ha dicho de ti:

“tú la presencia del Señor ya busca”,

y yo Señor buscaré hoy tu rostro;

de mí, Señor, tu rostro no escondas,

no _apartes a tu siervo con enojo,

Señor, mi única ayuda eres;

oh Dios, no me dejes ni me _abandones,

pues eres mi Señor y Salvación,

y aunque me _abandonen padre _y madre,

con todo me recogerá _el Señor.

4)

Tu senda enséñame, oh Jehová,

y guíame por el camino recto

a causa de mis enemigos, Señor,

no me entregues al deseo de _ellos,

Dios mío, pues contra mí se levantan

testigos falsos, crueles y violentos;

y yo hubiera desmayado si no

creyese ver su gran benevolencia

durante mi vida en esta tierra;

¡Esfuérzate, aguarda a Jehová!

¡Alienta _el corazón, que firme quede!

¡Confía y espera _en el Señor!

 

SALMO Nº 29

1)

A ti clamaré, a ti clamaré, Señor,

roca mía, no te desentiendas de mí,

para que no sea yo dejándome tú

igual a los que _a la tumba descenderán;

oye mis ruegos cuando clamo _a ti Señor,

cuando mis manos a tu templo _extienda yo.

2)

Tú no me _arrebates con los que malos son,

ni tampoco con los que _hacen iniquidad

quienes hablan con sus prójimos solo paz

mas en su corazón solo _existe maldad,

dales de _acuerdo _a su _obra _y su perversidad,

y conforme _a sus hechos págales Señor.

3)

Por cuanto no _atienden las obras del Señor

ni tampoco a los hechos de nuestro Dios,

los derribará  _y no los edificará;

bendito sea Dios que mis ruegos oyó,

mi escudo y fortaleza _es el Señor,

solo _en él yo confié y _ayuda recibí.

4)

Está muy gozoso mi corazón, oh Dios,

yo con himnos y canciones le _alabaré,

es la fortaleza de su pueblo ­_el Señor,

de su ungido refugio salvador es,

a tu pueblo bendice _y salva _a tu heredad,

apacienta _el rebaño para siempre _oh Dios.

 

SALMO Nº 29

1)

Alaben a Dios oh hijos de los poderosos,

a Jehová den poder, den a nuestro Dios la gloria,

den a Dios la gloria debida a su nombre,

al Señor adoren sí, en su hermoso santuario.

2)

La voz de Jehová que sobre las aguas resuena,

truena Dios, truena Dios, el Señor y Dios de gloria,

el Señor domina en los inmensos mares,

voz de Dios con gran poder, voz de Dios con gran gloria.

3)

La voz de Jehová quebranta ­_y desgaja los cedros,

el Señor a los cedros del Líbano quebranta,

el Señor los hace saltar como becerros,

al Sirión y _al Líbano como hijos de toros.

4)

La voz de Jehová que llamas de fuego derrama,

es la voz del Señor que sacude los desiertos,

voz de nuestro Dios que sacude _a los desiertos,

tiembla, tiembla ante Dios el desierto de Cades.

5)

La voz de Jehová desgaja _y sacude la _encina,

voz de nuestro Señor que desnuda a los bosques,

en su templo todo proclama su gran gloria,

en el templo del Señor todo _aclama su gloria.

6)

Jehová, el Señor, preside _y gobierna las lluvias,

y se sienta Jehová como Rey eternamente,

el Señor confiere _a su pueblo fortaleza,

y Jehová  bendecirá con su paz a su pueblo.

 

SALMO Nº 30

1)

Te glorificaré pues me _has exaltado,

no se alegran de mi mis enemigos,

pues no lo permitiste mi Dios y mi Señor,

a ti, Señor, clamé yo y tú me sanaste,

oh Jehová me _hiciste salir de la tumba

me diste vida, de morir me libraste.

2)

A nuestro Dios cantad vosotros sus santos,

y celebradle _a él, a su santo nombre,

porque por un momento su ira durará,

mas sus favores son para toda la vida;

solo durará en las noches el llanto,

y _en la mañana ya vendrá la _alegría.

3)

Cuando seguro me sentí, yo me dije:

“ya no seré yo nunca jamás movido”

porque con tu socorro, mi Dios y mi Señor,

me afirmaste como un monte muy fuerte,

escondiste tu rostro _y yo fui turbado,

tú _el rostro de mi _escondes, yo soy turbado.

4)

A ti Señor suplico, a ti yo clamo,

¿Qué ganarás Señor con que yo me muera,

cuando _a la sepultura me _hagas tú descender?

¡el polvo no podrá _hablar de ti ni _alabarte!

oye _oh Dios y de mí ten misericordia,

Dios mío, se tú mi sostén y mi _ayuda.

5)

Tú has cambiado mi lamento en baile,

me has librado y ciñes de _alegría,

por tanto, gloria mía a ti yo cantaré;

y yo callado no estaré, Señor mío,

mi Señor, yo te _alabaré para siempre,

Dios mío, yo te _alabaré para siempre.

 

SALMO Nº 31

1)

Oh Señor Jehová, en ti, en ti _he confiado,

oh Señor, jamás yo sea confundido,

ponme _a salvo, mi Señor, en tu justicia,

tu oído _inclina _a mí y no me dejes;

el peñasco eres tú, que me protege,

eres tú la roca fuerte _y mi castillo.

2)

Porque tú mi roca _y mi castillo eres,

me _encaminas y me guías por tu nombre,

sácame de trampas que me han tendido,

porque tú, Señor, refugio mío eres,

en tu mano mi espíritu _encomiendo,

porque tú, Dios de verdad, me redimiste.

3)

Aborrezco _a quien espera _en vanidades

pero en Jehová, mi Dios, he esperado,

yo me gozaré en su misericordia,

porque él ha visto mi _aflicción y _angustia,

no me entregó en manos de _enemigos,

a mis pies él puso en lugar seguro.

4)

Oh Señor, de mí tú ten misericordia,

porque en angustia _estoy; y consumido,

de tristeza ojos, alma _y cuerpo tengo,

pues mi vida de dolor se va gastando,

y los años de mi vida se me _acaban,

por mi _iniquidad mis huesos se consumen

5)

De mis enemigos soy oprobio _y burla,

soy de todos mis vecinos la ignominia,

y también horror de quienes me conocen,

huye de mi vista quien me ve _en la calle,

olvidado _he sido de _ellos como _un muerto,

he venido _a ser tal como _un vaso roto.

6)

Porque oigo yo de muchos las calumnias,

miedo y terror me _asalta _en todas partes,

miedo y terror me _asalta _en todas partes

mientras juntos contra mi _ellos hacen planes,

y están pensando en eliminarme:

¡Hacen planes para terminar con mi vida!

7)

Mas en ti confío, oh Jehová, y digo:

“tu _eres mi Señor, mi vida _está _en tus manos,

líbrame de manos de mis enemigos,

sálvame de manos del que me persigue,

mira con bondad a éste siervo tuyo,

sálvame Señor, por tu misericordia”

8)

Que no sea yo, Señor, avergonzado,

ya que te _invoqué; que _avergonzados sean

los impíos y estén en tumba mudos,

enmudezcan los de labios mentirosos,

que _hablan contra _el hombre justo cosas duras,

con soberbia, menosprecio y con burla.

9)

Grande _es tu bondad, Señor, que has guardado

para con los que temen y _has mostrado

al que espera _en ti delante de los hombres;

de conspiración de hombres los proteges,

los pondrás en tabernáculo _a cubierto

de insultos de los que son enemigos.

10)

Que bendito sea el Señor pues hizo

admirable _y grande su misericordia

hacia  mí en gran ciudad fortificada;

yo decía _en mi premura “soy cortado

de  delante de tus ojos”, mas tu _oíste

mis clamores cuando yo a ti oraba.

11)

Amen al Señor sus santos y sus fieles,

amen al Señor sus santos y sus fieles,

pues a ellos guardará Jehová y paga

abundantemente _al que _obra con soberbia,

esforzaos todos los que _en Dios esperan,

ánimo _y valor den a sus corazones.

 

SALMO Nº 32

1)

Bienaventurado es el hombre

cuyas transgresiones y pecados

le son perdonados por completo;

bienaventurado es el hombre

al que Dios de _iniquidad no culpa,

y en cuyo _espíritu no _hay fraude.

2)

Cuando mis pecados yo callaba,

todo _el cuerpo iba decayendo,

todo _el día _estaba yo gimiendo,

pues tu mano sobre mí tenía

día _y noche _y como flor marchita

del calor de _estío yo quedaba.

3)

Mas te confesé yo mis pecados,

no _encubrí yo mis iniquidades,

al Señor confesaré, me dije,

mis pecados y mis transgresiones;

tú, Señor y Dios, has perdonado

toda la maldad de mi pecado.

4)

Orarán a ti, Señor, los fieles,

cuando tengan tiempo de _encontrarte,

aunque muchas aguas se desborden

no los tocarán, Tú mi refugio

eres, me proteges de peligros,

con canción de triunfo me rodeas.

 

5)

Voy a instruirte y _a mostrarte

el camino que seguir tú debes;

sobre ti yo fijaré mis ojos.

Como _el mulo o _el corcel no seas,

que con freno _y rienda se sujetan,

porque sino _a ti no se acercan.

6)

Al impío _esperan sufrimientos,

mas quien en Jehová _el Señor, confía,

le rodea la misericordia;

alegraos en Jehová _y gozaos

justos y con júbilo canciones

canten los de corazón honrado.

SALMO Nº 33

1)

Aclamad al Señor oh Justos,

en los labios de los honrados

es hermosa la alabanza.

Aclamad a Jehová con arpa,

con salterio cantadle salmos,

con música del decacordio

ya un cántico cantadle,

toquen con arte al aclamarlo.

2)

Porque recta es la palabra

del Señor y sus obras todas,

con su fidelidad son hechas;

la justicia y _el juicio _el ama;

de su _amor llena _está la tierra,

a los cielos y lo que _hay en ellos

el Señor lo _hizo con su palabra

y con el hálito de su boca.

3)

El Señor junta  _y almacena

a las aguas del mar profundo;

que  _a Dios tema la tierra toda,

y delante de él le teman

los que viven en este mundo

todos los de la tierra le honren,

porque dijo y todo fue hecho,

a su orden quedó todo firme.

4)

Hace Dios nulos los consejos

de los pueblos y que fracasen

los proyectos de las naciones;

Del Señor sus designios quedan

firmes, muy firmes para siempre;

son felices aquellas naciones

cuyo Dios es Jehová, y el pueblo

que _el Señor escogió como suyo.

5)

El Señor mira desde _el cielo,

ve a los hijos de los hombres,

desde  donde _el habita _observa

a los que viven en la tierra;

el formó _el corazón de todos,

el vigila las obras que hacen;

no se salva el rey y _el valiente

por su _ejército o por su fuerza.

6)

Vano es el caballo para

que salvar pueda él al hombre;

aunque tenga vigor no puede,

mas Jehová cuidará por siempre

a los que le _honran y confían

en su _amor  y su misericordia;

librará a sus almas de muerte,

les dará vida _en tiempos de hambre.

7)

Nuestra alma en Dios espera,

nuestra _ayuda _es y nuestro escudo;

En Jehová _el corazón ya tiene

alegría pues hemos puesto

la confianza _en su santo nombre.

Que tu _amor y tu misericordia

sea _oh Dios sobre todos nosotros

como de ti, Señor, esperamos.

 

 

SALMO Nº 34

1)

Bendeciré _en todo tiempo _al Señor,

Su alabanza _en mis labios está,

en el Señor mi _alma se gozará.

oyen los mansos y se _alegrarán,

engrandeced juntos a una voz

la grandeza del nombre de nuestro Dios.

2)

Yo a Jehová lo busqué y _él me _oyó,

de mis temores el sí me libró,

queda radiante quien mira _al Señor,

su rostro no se avergonzará,

gritos un pobre dio que _oyó _el Señor,

y de toda _angustia él libre quedó.

3)

Salva _y protege el ángel de Dios

a quien le teme y honras le da;

prueben y vean que _es bueno _el Señor,

el que confía en él es feliz,

los consagrados le teman a él,

nada faltará a quien honra _al Señor.-

4)

Se vuelven pobres y hambre tendrán

los ricos, mas los que buscan a Dios

falta de bien ellos nunca tendrán;

hijos venid, hijos míos y _oíd:

“enseñaré el temor de Jehová

os enseñaré el temor de Jehová”.

5)

¿Por mucho tiempo quién quiere vivir,

por muchos días la vida gozar?

Guarda tu lengua, el mal no _hablarás,

tus labios nunca mentiras dirán,

del mal apártate _y haz tú el bien,

busca _y sigue siempre la senda de paz.

6)

Los hombres justos los cuida _el Señor,

a sus clamores él escuchará;

su _enojo _está contra quien hace mal,

a su recuerdo _el Señor borrará;

claman los justos y oye Jehová,

y de sus angustias él los librará.

7)

Para salvar está cerca _el Señor,

de los que sufren gran tribulación;

y de quien la esperanza perdió;

el justo sufre de mucha _aflicción,

y pasa  por muchos males también,

mas de todos ellos los libra _el Señor.

8)

Todos los huesos protege Jehová,

ni uno solo se le romperá,

mata _al malvado su propia maldad,

quien odia _al justo _afligido será,

el alma del siervo redimirá,

no condenará _a quien confía en él.

 

SALMO Nº 35

1)

Tú disputa contra los que me contienden,

y pelea contra los que me combaten,

echa mano al pavés y al escudo,

y levántate, Señor, en mi ayuda,

saca tú la lanza contra mi _enemigo,

a mi alma di que tú _eres mi salvador.

2)

Avergüéncense los que mi vida buscan,

sea confundido quien mi mal intenta,

sean como paja que el viento lleva,

y que _el ángel del Dios nuestro los acose,

su camino _oscuro y resbaladizo

sea _y los persiga _el ángel de Jehová.

3)

Porque escondieron para mí sin causa

una trampa en un hoyo que cavaron

para mi _alma. Que les venga por lo tanto

gran tribulación sin que _ellos se enteren;

¡Que la trampa que _escondieron los sorprenda!

¡con quebrantamiento caigan ellos allí!

4)

En Jehová _el Señor se _alegrará mi alma,

se alegrará pues Dios me _habrá salvado;

yo diré de todo corazón entonces:

”¿Quién es como tú, Señor y Dios, que libras

al necesitado _y pobre del más fuerte,

y _al menesteroso del que _es explotador?

5)

Se levantan oh Señor testigos falsos,

de lo que yo desconozco me preguntan,

para _entristecer a mi _alma me devuelven

mal por bien, mas cuando ellos enfermaban

me vestía de cilicio _y con ayuno

mi _alma afligí y yo por ellos oré.

6)

Como por mi _amigo o mi _hermano _andaba,

como el que trae luto por su madre,

enlutado me humillaba yo, mas ellos

en mi _adversidad, oh Dios se alegraban,

contra mí se juntan gente despreciable,

no los entendí _y maltrátenme sin cesar.

7)

Como lisonjeros, escarnecedores

y truhanes crujen contra mí sus dientes.

¿Hasta cuando, oh Señor verás tu esto?

Mi _ama _y vida de la destrucción rescata;

te confesaré _ante numeroso pueblo,

ante muchedumbres yo te alabaré.

8)

Que de mí mis enemigos no se _alegren,

ni quien me _aborrece que me guiñe _el ojo,

porque no _hablan ellos paz y contra _el manso

de la tierra piensan planes engañosos,

contra mí su boca _abrieron y dijeron:

“¡Miren, nuestros ojos lo _han llegado a ver!”

9)

Tú lo _has visto mi Señor y Dios, no calles,

oh Señor, de mí, de mí no te alejes,

¡Oh despiértate, Señor, justicia hazme!

¡Oh Señor y Dios, defiende ya mi causa!

¡Júzgame _oh Señor conforme _a tu justicia!

¡Haz que ellos nunca más se _alegren de mí!

10)

No me digan ellos: “¡Ea, alma nuestra!”

y tampoco digan: “lo _hemos devorado!”

sean confundidos y avergonzados

los que de mis infortunios se alegran,

de vergüenza y de confusión se vistan

los que creen ser muy superiores a mí.

11)

Los que se complacen en mi inocencia,

canten de _alegría, y _ellos digan siempre:

“El Señor es grande, sea exaltado”,

que _en la paz del siervo suyo se complace,

y mi lengua hablará de su justicia,

¡Todo _el día, mi Señor, yo te _alabare!

 

SALMO Nº 36

1)

La iniquidad habla del malvado

en lo más profundo de su corazón,

él no tiene presente jamás

que _al Señor y Dios temer debemos;

él se cree digno de _alabanzas,

las maldades no encuentra odiosa,

habla él de fraudes e iniquidad,

el buen juicio él perdió, el bien no hace,

en su cama él planea _hacer lo malo,

él está _aferrado a su mal camino,

y de la maldad él renunciar no quiere.

2)

Pero tu amor llega hasta _el cielo,

a las nubes llega tu fidelidad,

a las nubes tu fidelidad,

tu justicia _es como gran montaña,

y tus juicios como mar profundo,

cuidas tú de hombres y de _animales;

¡Qué maravilloso es tu _amor, oh Dios!

busca _amparo _el hombre bajo de tus alas,

y completamente satisfecho queda,

con comida abundante de tu casa,

y _a beber le das de _un río delicioso.

3)

Pues contigo _está _el manantial de vida,

y _en tu luz, Señor, podemos ver la luz;

brindas tu justicia y tu _amor

siempre _a todos los que te conocen,

al que corazón honrado tiene;

no los dejes tu que me pisoteen

esos hombres orgullosos, mi Señor,

ni la mano de los viles me sacuda,

ni aquellos que iniquidades hacen;

miren, vean como caen los malvados,

caen para no volver a levantarse.

 

SALMO Nº 37

1)

No te _enojes tú por causa del malvado,

ni envidia tengas de los malhechores,

porque como heno pronto son cortados

y tal como tierna hierba se marchitan

2)

En Jehová _el Señor confía y _haz lo bueno,

vive en la tierra _y siempre fiel mantente,

en Jehová deléitate tú asimismo,

cumplirá él tus deseos más profundos.

3)

En las manos del Señor pon tu destino,

él vendrá _en tu _ayuda si en él confías,

como luz exhibirá él tu justicia,

tu derecho como _el sol del mediodía.

4)

Ante el Señor Jehová silencio guarda,

con paciencia _espera a que él te _ayude,

no te _irrites por quien triunfa en la vida,

por el hombre que malvados planes hace.

5)

Deja el enojo _olvida ya la ira,

no te _irrites pues las cosas empeora,

porque los malignos han de ser destruidos,

quien espera _en Dios heredará la tierra.

6)

Dentro de un poco no habrá malvados,

aunque tú los busques no podrás hallarlos,

mas heredarán la tierra los humildes

y disfrutarán de una paz completa.

7)

Daño trama _hacer el malo _al hombre bueno,

la mirada llena de _odio le dirige,

pero el Señor se ríe porque sabe

que _al malvado se le _acerca ya su hora.

8)

Saca _el malo la espada, tensa _el arco

para _hacer caer al pobre y _al humilde,

en su corazón se clava su espada,

quedará su arco roto en pedazos.

9)

Es mejor lo poco de los hombres justos,

que _abundancia de riquezas de los malos,

porque el Señor pondrá fin al impío,

pero sostendrá Jehová al hombre bueno.

10)

Cuida el Señor de los que son perfectos,

la herencia de _ellos dura para siempre,

en mal tiempo no serán avergonzados,

en los días de _hambre quedarán saciados.

11)

Mas perecerán en cambio los impíos,

y los enemigos de Jehová tal como

hierba seca de pradera se esfuman,

y se desvanecerán tal como humo.

12)

El malvado pide en préstamo _y no paga,

mas el justo tiene _amor y _es generoso,

pues heredarán la tierra los benditos,

mas serán destruidos los que él maldice.

13)

El Señor dirige _el paso de los hombres,

y lo pone _en el camino que le _agrada,

si cayere él no quedará postrado,

porque el Señor lo tiene de la mano.

14)

Joven fui y _envejecí mas nunca _he visto

justo _abandonado, ni jamás sus hijos

piden pan; el siente _amor a todas horas

da prestado y son bendición sus hijos.

15)

Deja de hacer lo malo y _haz lo bueno,

y tu quedarás viviendo para siempre,

pues amó _el Señor lo justo y lo recto

y no abandona _a quienes le son fieles.

16)

Pero el _Señor destruye _a los malvados

y a ellos dejará sin descendencia,

mas heredarán la tierra los honrados

y habitarán en ella para siempre.

17)

Habla _el hombre bueno con sabiduría

y la lengua de los buenos de justicia,

en su corazón la Ley de Dios él lleva,

no resbalarán jamás sus pies por tanto.

18)

El malvado _espía a los hombres buenos,

con la intención secreta de matarlo,

mas no dejará que caiga en sus manos

y no lo condenarán si lo juzgaren.

19)

Tú espera _en Dios y guarda su camino,

tú espera _en Dios y guarda su camino,

te exaltará y _heredarás la tierra,

y verás la destrucción de los malvados.

20)

Yo he visto _al malo lleno de _arrogancia

y _extenderse como árbol muy frondoso,

pero él pasó y he aquí no _estaba

lo busqué mas encontrarlo no pude.

21)

Fíjate _en el hombre _honrado y sin tacha,

porque paz es el futuro de _ese hombre

mas será destruido _el malo y _el rebelde,

la posteridad de él será _extinguida.

22)

Viene de Jehová la _ayuda de los justos,

él es su refugio _en tiempos de angustia,

les ayuda _y los libera del malvado,

porque protección en el Señor buscaron.

 

SALMO Nº 38

1)

Señor, en tu furor no me reprendas,

Jehová, no me castigues con tu _enojo,

pues han clavado sobre mí tus flechas,

¡Tu mano sobre mí has descargado!

Por tu enojo _oh Dios por mis pecados,

mi cuerpo _está completamente _enfermo,

y ya no tengo _un solo hueso sano,

me tienen abrumado mis maldades,

son una carga que no puedo llevar

2)

Se pudren y apestan mis heridas,

por mis locuras y mis necedades;

oh Dios, estoy muy triste todo _el día,

estoy muy deprimido _y cabizbajo,

me arde de la fiebre la espalda

y tengo muy enfermo todo _el cuerpo,

estoy debilitado _en gran manera,

molido, agotado y sin fuerzas,

mis quejas son las quejas del corazón.

3)

Señor, conoces todos mis deseos,

y mis suspiros no te son secretos,

de prisa late _el corazón; mis fuerzas

me dejan y la vista se me nubla,

parientes, compañeros y amigos

muy lejos se mantienen de mis llagas,

los que matarme quieren ponen trampas,

perjudicarme y _arruinarme _anhelan,

a todas horas fraudes urdiendo _están.

4)

Actúo como si _estuviera sordo,

y como mudo que su boca no _abre,

soy como _un hombre que no oye nada,

y nada puedo _hablar en mi defensa,

en ti, Señor y Dios, he esperado,

en ti, Señor y Dios, he esperado,

Señor, que seas tú quien les conteste,

no dejes que de mí se rían ellos,

no se _engrandezcan cuando me caiga yo.

5)

Por cierto de caer estoy a punto,

y mis dolores no me abandonan,

¡Confesaré yo todos mis pecados,

pues mis maldades de _inquietud me llenan!

mis enemigos se _han fortificado,

son muchos los que me _odian sin motivo,

me pagan mal por bien sin causa _alguna,

y porque solo quiero _hacer lo bueno,

se _han puesto ellos contra mía, Señor.

CORO:

¡Señor, no me dejes solo!

¡Dios mío no te _alejes de mí!

¡Dios mío _y salvador mío!

¡Ven pronto en mi _ayuda!

 

SALMO Nº 39

1)

Yo prometí cuidar de mis caminos

y que no pecaría con mi lengua,

que yo pondría freno a mis labios

en tanto el impío y _el malvado,

oh, mi Señor, estén delante de mí,

yo mudo me quedé, no dije nada,

ni de lo bueno _hablaba yo siquiera,

mas todo mi dolor se me _agravó.

2)

El corazón me _ardía en el pecho,

fuego se me _encendió pensando _en ello,

dije entonces con una voz fuerte:

“Qué fin tendré, Señor, saber deseo,

y cuanto tiempo me darás de vida,

quiero saber lo breve de mis días,

mi vida nada es delante de tuyo,

la _edad del hombre _es solo vanidad”

3)

Todo _hombre pasa como un suspiro,

por cierto que él es como _una sombra,

de nada sirve _amontonar riquezas,

no sabe quien se quedará con ellas,

¿qué puedo _oh Dios estar ya esperando?

pues sólo _en ti está mi esperanza,

líbrame _oh Dios de todos mis pecados,,

que _el necio burlas no _haga ya de mi.

4)

Me hice _el mudo, no abrí la boca,

pues tu _eres, mi Señor, el que actúa,

de mi tus golpes quítame y _aparta,

pues yo estoy por ellos consumido,

al hombre tú corriges castigando

a todos sus pecados y maldades,

lo que más ama _a polvo tu reduces,

por cierto todo hombre _es vanidad.

5)

Oh Jehová, mi oración escucha,

a mis lamentos y clamores oye,

ante mi llanto no estés callado,

pues para ti yo soy un extranjero,

un peregrino o advenedizo,

ave de paso como mis mayores;

dame _un suspiro, deja de mirarme,

antes que vaya _y deje de _existir.

 

SALMO Nº 40

1)

En el Señor he puesto mi _esperanza,

él se _inclinó y escuchó mis quejas,

me ha sacado el Señor del pozo,

y me libró de _hundirme _en el pantano;

él afirmó mis pies en una roca,,

y dio también firmeza a mis pasos,

puso un canto nuevo en mi boca,

un canto de _alabanza al Dios nuestro,

muchos lo vieron y se conmovieron,

y _en el Señor pusieron su confianza,

2)

Es bienaventurado aquel hombre

que _en el Señor ha puesto su confianza,

y no _ha buscado a los insolentes,

ni _a quien adora a los dioses falsos,

has aumentado, mi _Señor, tus obras,

son muchas oh Jehová tus maravillas,

tus pensamientos para con nosotros,

es imposible ante ti contarlos,

yo quiero _hablar de ellas y _anunciarlas,

pero no pueden ser enumeradas.

3)

No te complaces tú en sacrificios,

ni _ofrendas de cereales te agradan,

tu _oh Dios los holocaustos no _has pedido,

ni las ofrendas que _el pecado quitan;

pero me has abierto los oídos,

dije entonces: “he aquí yo vengo

tal como _escrito _está de mi _en el libro,

y el hacer tu voluntad, Dios mío,

me _ha agradado; y tus enseñanzas,

yo dentro de mi corazón las llevo.

4)

A la presencia de las muchedumbres,

he dado _a conocer lo que es justo,

yo no guardé silencio, tú lo sabes,

mi corazón no _encubre tu justicia,

de  tu lealtad y salvación he _hablado,

a tu verdad y tu misericordia

no oculté _ante numeroso pueblo;

y tú, Señor y Dios, no me retengas

tu gran ternura; tu misericordia

y tu verdad me guarden para siempre.

5)

Males sin número me han rodeado,

me cubre mi maldad; ya ver no puedo,

mas que _el cabello son de mi cabeza,

pues hasta _el ánimo yo he perdido,

tu por favor, Señor, ven a librarme,

y apresúrate a socorrerme,

sean avergonzados y _aturdidos

los que están tratando de destruirme,

vuelvan atrás y huyan con vergüenza,

todos aquellos que mi mal desean.

6)

Que _escapen todos muy avergonzados

los que de mí, oh Dios, se han burlado;

mas llénense de gozo y _alegría

todos los que de corazón te buscan;

que quien tu salvación desea diga:

“¡Nuestro Señor enaltecido sea!”

Aunque estoy muy pobre y _afligido

tú, mi Señor, de mí no te olvides,

mi _ayuda _y mi libertador tu eres,

Dios mío, mi Señor, tú no te tardes.

 

SALMO Nº 41

1)

Bienaventurado el que piensa en el pobre,

el Señor lo librará en los tiempos malos,

lo protegerá Jehová y le dará la vida,

bienaventurado él será en la tierra,

no lo _entregará en manos de sus enemigos,

en el lecho del dolor fuerzas le dará,

y su _enfermedad en salud él convierte.

2)

Ten de mí misericordia, oh Señor, me dije,

sana mi _alma porque contra ti he pecado,

dicen mal de mi mis enemigos, y preguntan:

¿Cuándo morirá _y perecerá su recuerdo?

y si _a verme vienen solo hablan falsedades,

guardan en el corazón para sí maldad,

lo divulgan cuando _ellos salen afuera.

3)

Contra mí murmuran todos los que me _aborrecen,

piensan que por culpa mía sufro, y dicen:

“incurable mal de él se ha apoderado,

ha caído _en cama y no _ha de levantarse”;

hasta mi amigo _en quien confié _y con quien comía

contra mí él se alzó y me traicionó;

¡Compasión de mí ten, que les des su pago!

4)

Yo, Señor, sabré con esto que te he _agradado,

que mis enemigos sobre mí no se huelguen;

mas en cuanto _a mí, que he vivido una vida

íntegra _y sin tacha, tómame en tus manos

y mantenme siempre, oh Señor, en tu presencia,

¡Que bendito sea Jehová, Dios de _Israel,

ahora _y siempre! ¡Amén! ¡Amén! ¡Que _así sea!