Print
Category: LOS SALMOS CORALES
Hits: 803

SALMO Nº 90

1)

Oh Señor, tú has sido nuestro refugio

por generaciones y generaciones;

antes ya de que se formaran los montes

y que existiera _el mundo y la tierra,

desde _el siglo _y hasta _el siglo tú Dios eres,

haces que todo hombre vuelva al polvo;

dices: Convertíos, hijos de los hombres,

porque mil años delante de tus ojos

son como _el día de ayer que ya _ha pasado,

como una de las vigilias de la noche.

2)

Como torrentes de _aguas los arrebatas,

pues son como _un sueño _y como es la hierba;

brota por la mañana, crece _y florece,

por la tarde es cortada y se seca;

porque somos consumidos con tu ira,

y con tu _enojo confundidos quedamos;

ante ti, Señor, pusiste nuestras culpas,

a la luz de tu faz todas nuestras faltas;

por tu enojo nuestra vida se termina,

nuestros años se van igual que un suspiro.

3)

Son setenta _años nuestros días de vida,

los más fuertes llegan a ochenta años;

pero su fuerza es molestia _y trabajo,

pues los años pasan pronto y volamos;

¿Quién conoce el poder de tu enojo

y tu ira según debemos temerte?

Tú enséñanos bien a contar los días

para que sabiduría alcancemos;

¿Cuánto, Señor, te tardas? Vuélvete _a nosotros

¡Compadécete _oh Dios con estos siervos tuyos!

4)

Sácianos de tu _amor, Señor, de mañana,

y alegres cantaremos en la vida;

tantos años de gozo _oh Dios danos como

años de _aflicciones que hemos sufrido;

hasta que _a tus siervos y sus descendientes

puedan ver tu _esplendor tus obras y gloria;

¡Que la gratitud de Dios y Señor nuestro

y su luz sobre nosotros todos sea!

nuestro trabajo _y obras, oh Señor, confirma,

¡Sí, las obras de nuestras manos tú confirma!

 

SALMO Nº 91

1)

El que al abrigo del Altísimo _habita,

morará bajo la sombra del omnipotente;

yo diré al Señor Jehová; _”Esperanza mía,

mi castillo y mi Dios en quien confío”.

Solo él te librará de trampas ocultas

y mortales plagas, porque con sus alas

te cubrirá _y bajo ellas estarás tú seguro,

como _un escudo y armadura _es su verdad.

2)

A peligros de la noche no tengas miedo,

ni de las flechas lanzadas durante el día;

tú no temas de plagas que de noche anden,

ni de pestes que a pleno sol destruyen;

a tu lado caerán mil, y _a tu derecha

diez mil, mas a ti no va _a pasarte nada,

por cierto tú mirarás y tú verás con tus ojos

de los impíos la recompensa que tendrán.

3)

Ya que tú has hecho del Señor tu refugio,

y _al Altísimo por habitación tu tomaste;

no te sobrevendrá ningún mal o desgracia,

ni la _enfermedad vendrá a tu morada;

pues te mandará _a sus ángeles cerca tuyo

que te cuiden donde quiera que tu vayas,

te alzarán y te llevarán a ti _entre sus manos,

para que no tropieces en piedras con tu pie.

4)

Tú podrás pisar al león y a la serpiente,

andarás entre leones y entre dragones.

Porque _ha puesto en mí su _amor lo pongo _a salvo,

lo pondré en alto porque me conoce;

y yo le responderé si él me _invocare,

estaré con él en tiempos de angustia,

le libraré, y le honraré. De muy larga vida

le saciaré, y conocerá mi salvación.

 

SALMO Nº 92

1)

Oh Altísimo, que bueno _es darte gracias

y cantarte salmos e _himnos a tu nombre;

anunciar por las mañanas y las noches

tu fidelidad y tu misericordia

a los sones del salterio _y decacordio

y con música muy suave con el arpa;

porque tú me _has alegrado con  tus obras,

y _en las obras de tus manos yo me gozo.

2)

Oh Señor y Dios, cuan grandes son tus obras,

oh Señor, profundos son tus pensamientos;

mas no puede comprenderlo _el hombre necio

y los hombres insensatos no lo _entienden.

Cuando brotan como hierba los impíos

y florece _aquel que solo hace males,

eso _es para destruirlos para siempre,

pero tú, Señor, por siempre _estás en lo alto.

3)

Porque he aquí, Señor, tus enemigos,

he aquí perecerán tus enemigos;

y serán los malhechores esparcidos.

Tú aumentas a mis fuerzas como _un toro,

y perfume sobre mi cabeza viertes;

mirarán mis ojos a mis enemigos,

mis oídos oirán de los malignos,

y de quienes contra mí se levantaron.

4)

El honrado _oh Dios florece como palma,

como cedros en el Líbano _ellos crecen,

en la casa del Señor están plantados

y florecen en los atrios del Dios nuestro;

todavía _en su vejez darán su fruto,

estarán muy fuertes y lozanos siempre,

y anuncian que _el Señor, mi fortaleza,

es muy recto, y que _en él no _hay injusticia.

 

SALMO N° 93

1)

Jehová reina, de esplendor se viste,

se ciñe _y rodea de poder;

el mundo _afirmó, y ya no se mueve,

y firme _es su trono desde _entonces;

“Tú siempre, Señor, has existido”.

2)

Alzaron los ríos su sonido,

alzaron sus ondas, oh Señor

mas en las alturas, tú, Señor eres;

tú, más poderoso que las aguas,

y más que _el estruendo de los mares.

 

3)

Señor, tus mandatos y tus leyes

son firmes, muy firmes, oh Señor;

conviene la santidad porque ella

adorno eterno _es a tu casa,

Señor, por los siglos de los siglos.

 

SALMO N° 94

1)

Oh Señor, el Dios de las venganzas,

muéstrate, oh Dios de las venganzas;

engrandécete oh juez del mundo,

tú el pago dale _a los soberbios;

¿Hasta cuándo todos los impíos,

hasta cuándo _han de gozarse ellos?

¿Hasta cuándo _han de decir los malos

y malhechores cosas duras,

el perverso _ha de vanagloriarse

y también el que maldades hace?

2)

Oh Jehová, quebrantan a tu pueblo,

y _a tu heredad afligen ellos;

a la viuda y al extranjero

les dan muerte, sí los asesinan

y _a los huérfanos la vida quitan;

“El Señor no lo verá”, meditan,

el Señor no va a darse cuenta.

A los huérfanos la vida quitan,

el Señor no lo verá,” meditan,

el Señor no va a darse cuenta.

3)

Gente torpe _y necia _entiendan esto,

gente torpe _y necia _entiendan esto:

¿Cuándo pueden entender ustedes?

¿No oirá quien hizo el oído?

¿No verá quien ha formado _el ojo?

Quien castiga _a todas las naciones:

¿No _ha de reprenderlos? ¿Y no sabe

quien al hombre _en el saber enseña?

Pues Jehová conoce _el pensamiento

de los hombres, que son vanidades.

4)

Es feliz el hombre _a quien  corriges

tú, Jehová, y que _en tu ley lo _instruyes,

para que tener descanso _él pueda

en los días de _aflicción, en tanto

que _al impío se le cava _el hoyo;

No abandonará Jehová a su pueblo,

ni _a los suyos dejará el solos;

la justicia volverá _a ser justa,

todo hombre recto _ha de seguirla,

los que tienen el corazón honrado.

5)

¿Quién del malhechor y del malvado

se levantará a defenderme?

Si _el Señor Jehová no me ayudara,

si _el Señor Jehová no me _ayudara

mi _alma moraría _en el silencio;

cuando dije que mis pies resbalan

tu amor en mi ayuda vino;

y en medio de preocupaciones

que se _agolpan dentro de mi mente,

tú me das consuelo _y alegría.

6)

¿Se podrá juntar contigo _el trono

de maldad e _iniquidad que bajo

forma de _una ley agravios hace,

que conspiran contra _el inocente,

condenando _a muerte _al hombre justo?

Mas Jehová me _ha sido por refugio,

mi Señor por roca de confianza;

Volverá su _iniquidad a ellos,

y los destruirá en sus maldades,

nuestro Dios los destruirá por siempre.

 

SALMO N° 95

1)

Venid a Jehová y _aclamemos alegres,

y con júbilo cantemos a la roca;

entremos con gratitud a su presencia,

canción de _alabanza en su _honor cantemos,

pues Jehová es el Señor, es un Dios grande,

un rey grande _y por encima de _otros dioses.

2)

Están en sus manos las profundidades

de la tierra _y suyos son los altos montes;

también suyos son los mares pues los hizo,

sus manos la tierra seca han formado;

vengan, vengan, adoremos de rodillas,

ante nuestro Hacedor nos postraremos.

3)

Jehová _es nuestro Dios, y nosotros su pueblo,

también somos las ovejas de su prado;

escuchen  hoy lo que _él dice :”no endurezcan

como _ellos el corazón como _en Meriba

en el día de Masah, en el desierto,

donde _a prueba le pusieron nuestros padres”.

4)

Probáronme _y todas mis obras han visto,

disgustado _estuve por cuarenta años

con toda _esa gente _y dije: “este pueblo

divaga de corazón y no _obedecen

mis mandatos, por lo tanto en mi _enojo

les juré que _en mi reposo no _entrarían.

 

SALMO N° 96

1)

Canten al Señor este nuevo canto,

canten al Señor, moradores de la tierra,

canten al Señor, bendigan su gran nombre,

día tras día sí, su salvación anuncien,

hablen de su gloria ante las naciones,

y sus  maravillas a todos los pueblos.

2)

Grande _es el Señor, digno de _alabanza,

más terrible es que los dioses de _este mundo,

nada, nada son los dioses de _otros pueblos,

pero el Señor formó los cielos ¡él los hizo!

¡Hay magnificencia ante su presencia!

¡Hay en su santuario poder y _alegría!

3)

Denle al Señor, pueblos y familias,

denle al Señor los poderes y la gloria,

denle al Señor la honra que merece,

traigan ofrendas y _a sus atrios entren todos,

honren al Señor, adórenle _en su templo,

¡Témanle ustedes que _habitan el mundo!

4)

¡Rey es el Señor! digan a los pueblos,

él al universo _afirmó, ya no se mueve,

él con igualdad gobierna las naciones;

gózate tierra y alégrense los cielos,

brame _el mar y todo lo que _el mar contiene,

todo lo que hay en el campo se _alegre.

5)

Griten al Señor, árboles del bosque,

griten de _alegría, rebosen de contento,

ante su presencia porque él ya viene,

porque _el Señor ya viene a juzgar la tierra,

él gobernará a los pueblos y naciones,

los gobernará con verdad y justicia.

 

SALMO Nº 97

1)

Reina el Señor, regocíjese la tierra,

gócense costas e islas numerosas;

nubes oscuras y _espesas le rodean,

juicio _y justicia sostienen a su trono;

va delante de Dios el fuego y quema

los enemigos que _están en redor suyo;

sus relámpagos alumbraron al mundo,

tiembla _y se estremece la tierra al verlos,

y se derriten como cera los montes

a la presencia del Señor de la tierra.

2)

El firmamento anuncia su justicia,

todos los pueblos han visto su gran gloria;

queda _humillado quien ídolos adora,

quienes de ellos se sienten orgullosos;

póstranse a él todos, todos los dioses,

oye Señor, los de Sión se _han alegrado,

de Judá, sus hijas se regocijaron,

oh Jehová, se gozaron por tus decretos,

porque tú eres exaltado _en la tierra,

eres excelso sobre todos los dioses.

3)

Odien el mal y _el Señor ha de amarlos,

guarda la vida de quienes le son fieles;

quedan librados de manos del impío,

brilla la luz para _el hombre justo _y bueno;

la _alegría es para _el hombre honrado,

brilla la luz para _el hombre justo _­y bueno,

la _alegría es para _el hombre honrado;

Justos, alegraos en Dios, Señor nuestro,

loen y _alaben su santísimo nombre,

¡Loen y _alaben su santísimo nombre!

 

SALMO Nº 98

1)

Canten a Dios un cántico nuevo,

pues grandes maravillas ha hecho,

lo ha salvado su santo brazo,

su salvación él hizo notoria,

a la presencia de las naciones

él su justicia ha descubierto:

de su verdad y _amor él se _acuerda,

para con Israel que _es su pueblo;

por todos los rincones del mundo

la salvación de nuestro Dios vieron.

 

2)

Canten a Dios con gran alegría,

canten a Dios con gran alegría;

toda la tierra _y sus habitantes

den rienda suelta _a su regocijo;

himnos y salmos canten con arpa,

con arpas y con voz de canciones;

suenen los instrumentos de cuerdas,

su nombre con trompetas aclamen,

con los sonidos de las bocinas

ante Jehová, Señor y Rey nuestro.

3)

Brame el mar y lo que contiene;

el mundo _y todos sus habitantes,

batan las manos todos los ríos,

todos los montes se regocijen

ante el Señor y Dios, pues él viene,

viene a gobernar a la tierra,

al mundo juzgará con justicia

y con su rectitud a los pueblos;

al mundo juzgará con justicia

y con su rectitud a los pueblos.

 

SALMO Nº 99

1)

Tiemblen los pueblos porque Dios reina,

sobre los querubines el tiene

su trono; se conmueve la tierra.

Nuestro Señor en Sión es muy grande,

es exaltado sobre los pueblos;

su nombre grande sea loado,

porque Jehová, Dios nuestro, es santo

2)

Tú _eres, Señor, un rey poderoso,

ama tu gloria juicio –y justicia,

tú la justicia has confirmado,

tú en Jacob has hecho justicia;

a nuestro Dios den gran alabanza,

ante su _estrado arrodillaos,

porque Jehová, Dios nuestro, es santo.

3)

Entre sus sacerdotes se _encuentran

Aarón y Moisés. Samuel entre

los que _invocaron tu santo nombre;

nuestro Señor Dios les respondía

cuando su _ayuda ellos pedían,

Dios les habló _en columna de nube,

las leyes que les dio han guardado.

4)

Nuestro Señor: tú les respondías,

un Dios perdonador tú les fuiste;

a sus maldades has castigado.

A nuestro Dios den gran alabanza,

a nuestro Dios den gran alabanza,

ante su santo monte postraos

porque Jehová, Dios nuestro, es santo.

 

SALMO Nº 100

1)

Al Señor cantad con alegría

habitantes de la tierra toda;

sirvan a Jehová con alborozo,

vengan todos ante su presencia,

vengan todos con gran regocijo.

2)

Que Jehová es Dios, hoy reconozcan,

él fue quien a todos ha formado,

no nosotros a nosotros mismos;

pueblo suyo, pueblo suyo somos,

somos las ovejas de su prado.

3)

Entren muy alegres por sus puertas,

entren todos a su santo templo,

canten todos himnos de _alabanza,

con acción de gracias alabadle,

todos bendecid su santo nombre.

4)

Porque nuestro Dios, Jehová, es bueno,

para siempre _es su misericordia;

porque nuestro Dios, Jehová, es bueno,

para siempre _es su misericordia,

su verdad es por generaciones.

 

SALMO N° 101

1)

Misericordia _juicio cantaré,

a ti cantaré yo Señor Jehová,

yo el camino de la perfección

entenderé cuando _a mí vengas tú.

2)

En medio de mi casa andaré

en la _integridad de mi corazón;

ante mis ojos no he de poner

cosa injusta _o perversa jamás.

3)

Al desleal yo aborreceré,

no se _acercarán ellos hasta mí;

el corazón perverso _alejaré

de mí, y _al malo no conoceré.

4)

Quien a su prójimo con falsedad

lo infama, a _él yo lo destruiré,

al altanero no lo sufriré

y _al vanidoso no soportaré.

5)

Mis ojos los pondré _en el hombre fiel

para que estar pueda junto _a mí;

el que _en la senda de la perfección

ande, él a mi servicio _estará.

6)

En mi morada no habitará

el que trampas y fraude _haciendo _está;

los mentirosos no se _afirmarán,

en mi presencia estar no podrán.

7)

En la mañana yo _aniquilaré

a los malos e _impíos del país;

de la ciudad de Dios arrojaré

a todos los que _hacen iniquidad.

 

SALMO Nº 102

1)

Oh Dios, escucha tú mi oración,

y mis clamores lleguen hasta ti;

tu rostro no escondas de mí _oh Dios

cuando _angustiado me encuentre yo;

tu _oído _inclina y escúchame,

cuando te _invoque tú respóndeme.

2)

Mis días se consumen y se van

como el humo _y mis huesos están

todos quemados como un tizón;

mi corazón herido tengo yo

tal como hierba que se marchitó,

hasta me _olvido de comer mi pan.

3)

Mis huesos se me pegan a mi piel

por mis sollozos y por mi gemir;

tal como un pelícano yo soy,

o _el búho que está en soledad;

no duermo, como pájaro yo soy

que solitario _en el tejado _está.

4)

Me _afrenta mi _enemigo sin cesar,

usan mi nombre para maldecir;

como cenizas en lugar de pan,

mis lágrimas en mi bebida _están;

a causa de tu _enojo _y tu furor,

me alzaste _y me _arrojaste _oh Dios después.

5)

Como _una sombra mis días se van,

y como hierba me _he secado yo;

mas tú, Jehová, por siempre reinarás,

tu nombre siempre se recordará,

mas tú Jehová, por siempre reinarás,

tu nombre siempre se recordará.

6)

Álzate _y compadécete de Sión,

tenle misericordia, oh Señor,

porque su tiempo se _ha cumplido ya,

es hora de que la perdones tú;

aman sus piedras los que siervos son,

del polvo de _ella tienen compasión.

7)

Los reyes y naciones le darán

honra y gloria _al nombre del Señor,

cuando él reconstruya a Sión

y aparezca _en gloria nuestro Dios.

cuando del desvalido la _oración

y ruego _atienda _y no desoiga ya.

8)

Que estas cosas se escriban, sí,

y que lo sepa la posteridad,

que _el pueblo que está aún por nacer

a Jehová _el Señor alabarán;

que _el pueblo que está aún por nacer

a Jehová _el Señor alabarán.

9)

De su santuario el Señor miró

la tierra desde _el cielo observó;

de todo _aquel que prisionero _está,

todo lamento _oyó –y los atendió;

y del que _a muerte condenado _está

nuestro Señor le dio la libertad.

10)

Para que se publique en Sión

el nombre de Jehová, nuestro Señor,

y su _alabanza en Jerusalén,

cuando las gentes de toda nación

se reúnan para darle _adoración,

Se reúnan para darle _adoración.

11)

En medio del camino me quitó

mis fuerzas y yo débil me quedé;

los días de mi vida acortó,

dije: “Dios mío, no me lleves tú,

en medio de mi corta vida, no,

¡Tus años, oh Señor, no tienen fin!

12)

Desde _el principio has fundado tú

la tierra: _el cielo obra tuya es;

todo _ello dejará de existir

pero tú firme permanecerás;

todos cual ropa envejecerán,

como _un vestido tú los mudarás,

13)

Mas tú el mismo eres, oh Señor,

tus años nunca se acabarán;

muy, muy seguros todos vivirán

los hijos de tus siervos, oh Jehová;

sus descendientes se _establecerán

en tu presencia para siempre, _oh Dios.

 

SALMO Nº 103

1)

Yo bendeciré _al Señor con toda mi _alma,

con mi ser bendeciré su santo nombre;

yo bendeciré _al señor con toda mi _alma,

no me _olvidaré yo de sus beneficios;

él es quien perdona todas mis maldades,

el que sana todas mis enfermedades,

quien rescata a mi vida del sepulcro,

el que de favores y de _amor me colma,

quien con todo lo mejor me satisface,

como _un águila él me rejuvenece.

2)

Juzga el Señor Jehová con su justicia

y su derecho _a quienes de violencia sufren;

a Moisés le dio a conocer sus sendas,

a los hijos de _Israel sus obras todas;

el Señor es tierno _y misericordioso,

grande en amor y lento en la ira,

él no nos reprenderá en todo tiempo,

ni nos guardará su _enojo para siempre;

él no nos ha dado _el pago que merecen

todas nuestras culpas e iniquidades.

3)

Tan inmenso es su _amor por los que le _honran

como _el cielo _está encima de la tierra;

tan inmenso es su _amor por los que le _honran

como _el cielo _está encima de la tierra;

como alejó _el oriente del ocaso

alejó nuestros pecados de nosotros;

como _el padre _es compasivo con sus hijos,

con los que le honran él se compadece;

porque sabe él de qué estamos hechos,

él se _acuerda de que solo somos polvo.

4)

Como hierba es la vida de los hombres,

brota como flor silvestre de los campos,

pasan y la _azotan vientos y perece,

y ya nadie vuelve a saber de ella;

pero el amor de Dios es permanente

sobre todos los que le _honran; su justicia

es sin fin por todas las generaciones,

sobre todos los que guardan su alianza,

de los que se _acuerdan de sus mandamientos,

y de _obedecer sus leyes no se _olvidan.

5)

El Señor su trono _estableció _en el cielo,

su soberanía _alcanza _el universo;

Al Señor bendigan, ángeles potentes,

que sus órdenes están ejecutando,

que están atentos a obedecerle;

todos sus ejércitos a Dios bendigan,

que le sirven y su voluntad realizan,

al Señor bendiga la creación entera,

todo _en todos los lugares de su reino;

yo bendeciré _al Señor con toda mi _alma.

 

SALMO Nº 104

1)

Al Señor bendeciré con toda mi _alma,

¡Oh Cuán grande eres, mi Señor, Dios mío!

De magnificencia _y gloria te _has vestido,

como en un manto de luz te _has envuelto,

tú, el cielo extendiste como _un velo,

tu _aposento _estableciste sobre _el agua,

tú conviertes a las nubes en tus carros,

en las alas de los vientos te deslizas

a los vientos tomas por tus mensajeros

y son tus ministros las llamas de fuego.

2)

A la tierra _has puesto sobre sus cimientos,

nunca más de su lugar será movida;

al abismo has cubierto con vestido,

y estaba _el agua sobre las montañas,

mas los reprendiste y huyeron ellos,

a tu voz de trueno se apresuraron,

han subido _al monte, han bajado _al valle,

al lugar que tú les señalaste fueron,

les pusiste término del cual no pasan

para que no vuelvan a cubrir la tierra.

3)

Tú, el agua _envías de los manantiales

a los ríos que por las montañas corren;

bebe de _ella toda bestia de los campos

y su sed apaga _el asno de los montes;

a su _orilla _anidan aves de los cielos,

en los árboles y en sus ramas cantan;

riegas a los montes desde tus moradas,

de tus obras sáciase la tierra toda;

riegas a los montes desde tus moradas,

de tus obras sáciase la tierra toda.

4)

Él la hierba _hace crecer para _el ganado

y también las plantas que cultiva _el hombre

para que el pan él saque de la tierra,

y el vino que el corazón alegra;

el aceite que brillar su rostro hace,

y el pan que _al hombre la vida sustenta;

todo árbol de Dios llénase de sabia,

en el Líbano los cedros que _ha plantado,

toda ave de los cielos allí _anida,

y viviendo _está _en las hayas la cigüeña.

5)

Las montañas altas son para las cabras,

en las peñas se esconden los tejones,

a la luna tú hiciste para _el tiempo,

el sol sabe cuando debe ocultarse;

tú el manto _oscuro de la noche tiendes,

sale  _entonces toda bestia de la selva.

los leoncillos rugen todos por su presa,

piden que _el Señor les de su alimento,

pero cuando el sol sale se recogen,

cada una se acuesta en su cueva.

6)

Sale _el hombre _entonces para sus labranzas,

y trabaja _hasta la tarde _en sus labores;

Cuan innumerables son Señor tus obras,

todas las hiciste con sabiduría,

llena _está la tierra de sus beneficios;

he allí los grandes y _anchurosos mares,

donde _abundan incontables animales,

en él viven seres grandes y pequeños,

andan barcos y el Leviatán que _hiciste,

monstruo para que jugar con él tú puedas.

7)

Todos ellos en ti, oh Señor, esperan,

todos ellos en ti, oh Señor, esperan

que les des su alimento a su tiempo,

tú, Señor, les das y ellos la recogen,

abres tú la mano y del bien se sacian,

mas si _el rostro les escondes se espantan,

dejan de _existir si _el hálito les quitas,

mueren y así _ellos vuelven a ser polvo,

pero si tu _aliento _envías son creados

y _el aspecto de la tierra _así renuevas.

8)

Sea del Señor la gloria para siempre,

en sus obras todas él se regocija,

el Señor la tierra mira y _ella tiembla,

cuando _él toca a los montes echan humo:

Himnos al Señor le cantaré _en mi vida,

a mi Dios le cantaré yo mientras viva,

mi meditación en él será muy dulce,

porque sólo _en él encuentro mi _alegría;

¡Que desaparezca _el malo de la tierra!

¡y que dejen de _existir los pecadores!

CORO

Al Señor bendeciré con toda mi _alma,

Aleluya, aleluya, aleluya.

 

SALMO Nº 105

1)

Alabad a Javéh, invocad su nombre,

dad a conocer sus obras en los pueblos,

en honor de Javéh canten salmos e _himnos,

hablen todos de sus grandes maravillas,

en el santo nombre de Javéh gloriaos,

y se _alegre _el corazón de quien le busca.

2)

Busquen a Javéh, su poderío busquen,

busquen a Javéh, su rostro siempre busquen;

recordad las maravillas que _él ha hecho,

de los juicios y prodigios de su boca,

oh vosotros, hijos de _Abraham, su siervo,

y los hijos de Jacob, sus escogidos.

3)

El es el Señor, él es Javéh, Dios nuestro,

llénase la tierra toda de sus juicios;

de su pacto se _acordó él para siempre,

que él ordenó por mil generaciones;

pacto que con Abraham ha concertado,

de su juramento que _a Isaac hizo.

4)

A Jacob lo confirmó como decreto,

para Israel por pacto sempiterno

“te daré la tierra de Canaán”, dijo,

“como  la porción de _herencia que les toca”,

cuando _en número _eran ellos unos pocos,

cuando forasteros eran en la tierra.

5)

Cuando _andaban de un pueblo a _otro pueblo,

cuando iban de un reino a _otro reino,

no ha permitido que los agraviaran,

y por causa de _ellos castigó _a los reyes;

dijo él_ “no toquen a mis escogidos,

ni a quienes mis profetas son maltraten.

6)

Trajo hambre sobre toda _aquella tierra,

les quitó _el sustento de todo _alimento,

pero les envió _a un varón delante de _ellos,

a José, que fue vendido como _esclavo,

a quien lastimaron sus pies con cadenas,

y pusieron en la cárcel su persona.

7)

Hasta que sus predicciones se cumplieran,

la palabra de Javéh lo puso _a prueba,

ese rey que gobernaba _a mucha gente

ordenó soltarle _y lo dejó ir libre,

por Señor y amo púsolo _en su casa,

administrador fue de sus posesiones.

8)

Para que les instruyera a los grandes

y sabiduría _enseñe _a los ancianos,

Israel entró entonces en Egipto,

en tierra de Cam Jacob ha residido;

a su pueblo aumentó en gran manera,

hízolo más fuerte que sus enemigos.

9)

Les cambió después el corazón de ellos,

para que aborrecieran a su pueblo,

que pensaran mal en contra de sus siervos;

les envió _a Moisés y _Aarón, sus escogidos,

puso _en ellos sus palabras y señales,

en la tierra de Cam todos sus prodigios.

10)

Les envió tinieblas que cubrieran todo,

mas desatendieron ellos sus palabras;

convirtió en sangre  _el agua de sus ríos,

mortandad muy grande hubo en sus peces;

muchas ranas infestaron a su tierra,

hasta la alcoba de su rey llegaron.

11)

Dios habló _y vinieron numerosas moscas,

y los piojos invadieron la comarca;

en lugar de lluvias dióles el granizo,

y llamas de fuego en su territorio;

sus viñedos destrozó y _a sus higueras,

y quebró los árboles del territorio.

12)

Luego _habló Javéh _y vinieron las langostas,

y pulgones que contar no se podían,

toda hierba del país se la comieron,

devoraron todo fruto de la tierra;

él hirió _a los primogénitos de muerte,

las primicias de su fuerza en su tierra.

13)

El sacó _a su pueblo lleno de _oro _y plata,

y ningún enfermo hubo entre ellos;

los egipcios se _alegraron que salieran,

porque ellos llenos de terror estaban;

desplegó él una nube por cubierta,

fuego para alumbrarlos en las noches.

14)

Le pidieron y mandóles codornices,

satisfechos los dejó con pan del cielo;

él abrió la peña y fluyeron aguas

y corrió por el desierto como río,

porque se _acordó de su palabra santa

que le _había dado _a Abraham, su siervo.

15)

El Señor con gozo _así sacó _a su pueblo,

con gran regocijo a sus escogidos,

y les dio las tierras de otras naciones,

las labores de los pueblos heredaron,

para que sus mandamientos respetaran

y cumplieran sus preceptos y sus leyes.

FINAL:

Aleluya, aleluya, aleluya.

 

SALMO Nº 106

INTRODUCCIÓN:

Aleluya, aleluya, aleluya, aleluya.,

1)

Alabad a Javéh, porque él es bueno,

pues su misericordia es para siempre,

oh Javéh, ¿Quién podrá _expresar tus victorias?

¿Quién podrá alabarte como mereces?

Son dichosos los que el buen juicio guardan,

y felices los que _hacen siempre lo justo.

2)

Oh Señor mío _acuérdate de mí siempre,

cuando tú _hagas, oh Dios, el bien con tu pueblo,

y recuérdame cuando tú _a salvar vengas,

para que vea _el bien de tus escogidos,

goce con la _alegría del pueblo tuyo,

y que con tu heredad yo me enorgullezca.

3)

Oh Señor, como nuestros padres pecamos,

hemos hecho _impiedades e _iniquidades;

nuestros padres, oh Dios, allá en Egipto

no entendieron tus maravillas y hechos,

ellos no recordaron tu _amor inmenso,

sino se revelaron junto _al mar Rojo.

4)

Por amor de su nombre fueron salvados,

para que conocieran su poderío;

reprendió al Mar Rojo _y lo dejó seco,

por el fondo del mar pasar él los hizo

como por un desierto _y fueron salvados

de la mano de todos sus enemigos.

5)

Rescatólos de todos sus adversarios,

los cubrió con el agua _a sus enemigos,

no quedó de _ellos ni _uno solo con vida,

y creyeron entonces en sus palabras,

a Javéh, le cantaron sus alabanzas,

a Javéh le cantaron sus alabanzas.

6)

Pero, pronto _olvidaron todas sus obras,

no _esperaron en conocer sus consejos,

lo pusieron a prueba en el desierto,

le exigieron que sus deseos cumpliera;

Dios les dio todo lo que ellos pidieron

pero gran mortandad envió sobre ellos.

7)

A Moisés en el campamento _envidiaron,

y también a _Aarón, por Dios consagrado;

Se _abre la tierra  y Datán fue tragado,

la pandilla de Abiram fue cubierta,

fuego se encendió en contra de ellos

y las llamas quemaron a los impíos.

8)

En el Monte Horeb hicieron becerro,

una _imagen de fundición adoraron;

y la gloria de Dios así la cambiaron

por la _imagen de _un buey que la hierba come;

de Javéh, de su salvador se _olvidaron

que grandezas había hecho _en Egipto.

9)

En la tierra de Cam prodigios él hizo,

cosas muy formidables sobre _el mar Rojo;

Dios habló de destruirlos a ellos pero

su _escogido, Moisés, se les interpuso

a fin de que _el Señor aparte su _enojo

evitando que sean exterminados.

10)

Mas la tierra deseable aborrecieron,

no creyeron en las promesas que hizo;

murmuraron de Dios dentro de sus tiendas,

a la voz del Señor no obedecieron,

por lo tanto su mano _alzó contra ellos,

les juró que caerían en el desierto.

11)

Dios los humillaría _y dispersaría

a su pueblo _entre las naciones paganas,

de Baal-Peor se hicieron esclavos,

y comieron los sacrificios de muertos,

lo _irritaron a Dios con sus malas obras

y se desarrolló la muerte _entre ellos.

12)

Mas Finees se levantó he _hizo juicio,

lo tomó y ejecutó al culpable

y la plaga de muerte _así se detuvo;

esa justa acción tomó Dios en cuenta,

esa justa acción tomó Dios en cuenta,

para siempre y por edades y _edades.

13)

Al Señor asimismo lo enojaron

en las aguas que _estaban junto _a Meriba;

mal le fue a Moisés por causa de ellos

pues su _espíritu ellos le amargaron,

pues su _espíritu ellos le amargaron,

él habló sin pensar en lo que decía.

14)

A los pueblos paganos no destruyeron

como _había _ordenado que _exterminaran,

sino que se mezclaron con las naciones

y _aprendieron sus obras y sus costumbres;

a sus ídolos ellos los adoraron,

los que fueron por lazo _y causa de ruina.

15)

A sus hijos e hijas a los demonios

ofrecieron en sacrificio sangriento,

derramaron así su sangre _inocente;

a los dioses de Canaán se los dieron

y con sangre la tierra contaminaron,

se mancharon con sus acciones y obras.

16)

Se _encendió el furor de Dios, por lo tanto,

contra todo su pueblo fue su enojo,

renegó de _ellos, de los que eran suyos,

entrególos en manos de las naciones,

en poder de paganos ellos quedaron,

todos sus enemigos los dominaron.

17)

Humillados y oprimidos estaban

en las manos de todos sus enemigos;

los había salvado Dios muchas veces,

los había salvado Dios muchas veces,

pero se oponían a su consejo,

y _en sus propias maldades fueron hundidos.

18)

Pero Dios los miraba cuando estaban

en angustia y su lamento _escuchaba,

de su pacto con ellos se acordaba,

por su _inmenso amor él se _arrepentía;

asimismo _hizo que sus conquistadores

los trataran con mucha misericordia.

19)

Sálvanos, oh Javéh, y de _entre los pueblos

tú recógenos para que alabemos

a tu nombre, y _alegres te adoremos.

¡Oh Javéh, Dios de Israel, sé bendito

desde siempre y hasta _el fin de los siglos!

¡Diga todo el pueblo _amén, así sea!

FINAL:

Aleluya, aleluya, aleluya, aleluya.